TRES POEMAS BREVES DE JUAN CARLOS MOISÉS (*)

 

 sarmiento

 
 
 

EL QUERIDO

 

Según el último censo
nacional,
mi pueblito, el querido,
el natal, tiene más o menos la misma
cantidad de habitantes
que cuarenta años atrás;
eso porque no contaron árboles,
sueños, pajaritos, nubes, aguaceros,
todo lo que respira
y queda para siempre.

 
 

HAY UNAS CUANTAS PALABRAS

 
 

Hay unas cuantas palabras
que quisiera reunir.
Haciendo cálculos
creo que me llevaría
toda una vida reunirlas.
Les debo ese poema.

 
 

LAS MIGAJAS

 
 

Me dirás
que las migajas que quedan
en el mantel después del desayuno
hay que arrojarlas
en la bolsa de residuos
y no como acabo de hacer
al desparramar todos los minúsculos
desperdicios de pan en el patio,
delante de la puerta,
porque me gusta ver después
a pajaritos que vienen por ellos
en bandada,
sintiéndome por un instante
el ensayo doméstico de aquél
que según lo previsto
algún día vendrá a repartir
los panes verdaderos.


 
 
(*) Extraídos del volumen de poesía titulado “Animal Teórico” – Ediciones del Dock, Buenos Aires, 2004.